Plantar árboles:

Plantar un árbol y cuidarlo promueve en los niños valores de cuidado y de responsabilidad en relación a la naturaleza y sobre todo les ayuda a que establezcan un vínculo íntimo con su entorno natural. Es un medio sencillo y eficaz de enseñar el amor y el respeto por la naturaleza, no mediante conceptos e ideas sino mediante la experiencia directa.

Además, plantar árboles es beneficioso no solo para los niños sino también para sus comunidades y para todo el planeta: los árboles captan CO2 de la atmósfera, hacen las ciudades más amables y habitables, gracias a los árboles frutales muchas personas pueden ganarse la vida en regiones rurales de nuestro planeta. Por otra parte, el hecho de que los niños planten árboles y se ocupen de ellos implica a su entorno próximo en este cuidado y así naturalmente se promueven actitudes de respeto y de cuidado hacia la naturaleza dentro de toda la comunidad.



Plantar árboles por parte de escolares y niños es una actividad que se puede hacer tanto en las ciudades (para hacerlas más amables) como en las zonas rurales (para reforestar zonas deforestadas). Las especies de árboles que se usen deben ser autóctonas y tienen que poder integrarse bien en ecosistema en que sean plantadas sin afectar negativamente a éste. En los países en que no sea necesario plantar árboles porque ya existe una gran masa forestal, se puede sustituir la plantación de árboles por el apadrinamiento de un árbol ya existente por parte de cada niño.

Se pueden dar a conocer esta actividades de plantación de árboles coincidiendo con días mundiales dedicados al medio ambiente como el 22 de abril Día de la Tierra (22 de abril), el Día Mundial del Medio Ambiente (5 de junio), el Día Mundial de Lucha contra la Desertificación y la Sequía (17 de junio) o el Día Mundial del Árbol (28 de junio).

Cómo escribir a la Unesco:

Envía una carta por correo electrónico o por correo ordinario a la comisión nacional de la Unesco en tu país, pidiendo que la Unesco promueva la plantación de árboles por parte de los niños en todo el mundo. Entre otras cosas, puedes mencionar que esta actividad es muy valiosa desde el punto de vista educativo y social, que es muy necesaria hoy en día y que resume en sí muchos de los principios que inspiran la labor de la Unesco.

Si no te apetece pensar y escribir toda una carta, puedes enviar esta carta modelo ya redactada. Por favor, envíala en la lengua de tu país.

Aquí encontrarás las direcciones electrónicas de todas las comisiones nacionales de la Unesco. Busca la de tu país. Si prefieres escribir una carta en papel, aquí tienes también las direcciones postales de las comisiones nacionales.

Otras formas de colaborar:

1) Puedes dar a conocer esta iniciativa entre tus conocidos y redes sociales.

2) Puedes traducir a tu lengua esta página para que más gente pueda saber sobre esta iniciativa, sumarse a ella y colaborar. Si estás dispuesto a traducir, por favor ponte en contacto con el administrador de esta página (unuinfanounuarbo@gmail.com) para poder coordinarnos.

3) Puedes aportar ideas para mejorar esta página y para difundir esta iniciativa y hacerla más efectiva.



No hay comentarios:

Publicar un comentario